ESTILO DE VIDA

Los desafíos para la conservación de un medio ambiente intacto son enormes. Sin embargo, a través de pequeños cambios en nuestro día a día podemos poner el cambio en marcha. Llevaríamos un estilo de vida satisfactorio si juntos contribuimos a una transformación social. No hay nada más esencial a lo que podríamos renunciar si hoy formaramos parte de un movimiento nuevo y global.

Con esto queremos decir sobre todo cambios en nuestra forma de consumir y de movilidad.

En el futuro vamos a seguir viajando y siendo móviles, podemos seguir consumiendo alimentos buenos y saludables y solo tendríamos que cambiar un poco para tener un planeta más sano y habitable. Sin embargo, sin estos cambios no vamos a poder lograrlo.

Cambios positivos para una transformación sostenible:

  • Alimentos vegetales. Pues estos son los que protegen los recursos de nuestro planeta y en comparación con los alimentos de origen animal dan más espacio para el medio ambiente, el ser humano y otros animales.

  • Movilidad ecológica. Que sentido tienen los vehículos que emiten CO2 en tiempos del cambio climático? Nosotros apostamos por el transporte público, coches compartidos, andar a pie y conceptos de accionamiento ecológicos. 

  • Viajes en avión. En una comunidad global hay muchas razones privadas y profesionales por las cuales se opta por un vuelo. Al mismo tiempo, el avión es uno de los peores emisores de carbono.  Si decides tomar un vuelo, asegurate de un balance de CO2 eficiente y apoya proyectos de reforestación. Vuelos de distancia corta y por una estadía de un fin de semana deberían evitarse. Piensa bien, si deseas volar para tus vacaciones o si hay otras alternativas para viajar.

  • Viajes en barco. Las compañías de cruceros hacen operar sus barcos por lo general con crudo pesado, lo cual es malo para el medio ambiente y acelera el cambio climático. Las alternativas ecológicas son los veleros y compañías de transportes sostenibles.

  • Energía. La energía barata proviene normalmente de centrales de carbón o nucleares. La quema de carbón es mala especialmente para el medio ambiente debido a la gran cantidad de CO2 que se libera y la energía nuclear trae consigo riesgos incalculables. Con una energía ecológica estás del lado positivo y seguro.

  • Bienes de consumo y empaques. El vaso desechable ensucia nuestro medio ambiente tanto como el popote, el tenedor de plástico o la bolsa de plástico. Por esta razón encontramos en nuestra vida cotidiana un sinnúmero de bienes que son cuestionables e innecesarios, y empaques que no se pueden reciclar. Hay una cantidad enorme de alternativas como productos reciclables, de segunda mano o productos que se pueden compartir. 

La cuenta por tu contribución ecológica en realidad es muy sencilla. Todo lo que requiere mucha energía y no es sostenible, es malo para nuestro planeta y por lo tanto malo para la población mundial. Los motores utilizan energía, los procesos de producción industriales necesitan grandes cantidades de recursos energéticos, los bienes de consumo privados necesitan también energía (telefóno móvil, laptop, TV, etc.) y detrás de todo esto se encuentran fuentes de energía ineficientes o que no son ecológicas. 

Finalmente todo está entrelazado y directamente conectado con nosotros como consumidores. Nosotros somos los que decidimos cada día lo que podemos apoyar y lo que consumimos. De la misma manera somos esos los que podemos fomentar diariamente un cambio global decisivo y sostenible.

© 2019 Planet Earth Movement

Logo+EWS+schräg.gif
Logo Enspire.jpg
Logo_Grüner_Strom.jpg

Patrocinado por:

Colaboradores: